LA PORTADA DE LA SEMANA. Publicidad y santorales


La presente portada corresponde a un antiguo ejemplar del diario El Noticiero Universal, fechado el 9 de abril de 1903. Además de su valor histórico por el hecho de tener más de 110 años de antigüedad, es el claro ejemplo de la mentalidad periodística de una época desaparecida.
Antaño, en las primeras páginas prevalecían las esquelas, siempre de personas pudientes o importantes que se podían permitir ese privilegio de pagar y ser los protagonistas post mortem. Aparte, los anuncios dibujados, muchos de ellos hechos con gracia y esmero, eran también unos destacados de primera relevancia. Y además, cuando había fiestas señaladas, ilustrar con alguna estampa artística relacionada con el santoral era reflejo del poder religioso y de la incidencia directa que la Iglesia tenía sobre los gobiernos y la sociedad.
Las noticias, aunque fuesen muy relevantes, siempre iban publicadas en el interior, soliendo estar escritas en letra muy pequeña y en columnas. A veces, incluso eran breves, ya que los reportajes periodísticos y los extensos artículos de opinión que ahora se estilan prácticamente no existían, salvo en ocasiones muy excepcionales, como por ejemplo grandes asuntos de Estado.

En la prensa de aquel día...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*